Encuestas en facebook e instagram

Las encuestas en Facebook e Instagram

Dentro de un mes vamos a tener que ejercer nuestro derecho como buenos ciudadanos introduciendo un papel con el voto en una urna. Pero hasta que llegue ese momento vamos a disfrutar de un goteo continuado de encuestas que tienen la extraña virtud de alejarse completamente de los resultados reales.

Facebook se suma a la moda de realizar las mismas encuestas que su primo hermano Instagram, con la esperanza de conocer de forma divertida los hábitos de consumo de sus usuarios. Facebook ya lo intentó en 2010 con Facebook Question, pero la cerró dos años más tarde, al ver que no era del agrado de sus usuarios.

Facebook no se rinde, y ahora propone las encuestas con GIFs, en las que se podrá elegir entre varias opciones con fotos o GIFs animados.

Alguien podría pensar que toda esta campaña no deja de ser una estrategia de marketing con la finalidad de captar al público más joven. Y no se equivocaría. Con estas encuestas, tanto usuarios como páginas pueden lanzar preguntas al aire para responder a preguntas o iniciar conversaciones online. Ahora bien, Facebook ha pensado que, al no tener a grandes quijotes delante de sus pantallas, aquello de que “una imagen vale más que mil palabras” es mucho más efectivo, de ahí que haya preferido usar una imagen en vez de texto. No sucediera que algún adolescente se atreviese a leer alguna palabra que no apareciera en sus apuntes de alguna materia optativa…

No solo del CIS vive la política y no solo de encuestas a través de stories vive Instagram, sino que otra red social como Twitter ya planteó estas encuestas para elegir una de 4 opciones, pero ahora con el impulso de los GIFs, se creará interacción y una forma nueva de reaccionar ante las preguntas, ya sea por parte de los contactos como por las páginas de empresas.

La interactividad de Instagram para las empresas se focaliza en las menciones, en las encuestas y en los hashtags. Ellas han descubierto que la participación de los usuarios comporta mayor cantidad de ventas. Y Facebook se ha apuntado a esta moda, al anunciar que los anuncios de encuestas se encontrarán en el feed principal en la aplicación de Facebook, al ver que los anuncios de vídeo aumentan menos el reconocimiento de marca.

La realidad aumentada

Pero no solo podremos utilizar nuestro dedo para decidir si somos más de chia o de quinoa o de si somos más de gatitos o de perritos, sino que ponemos nuestra cara delante de la pantalla de nuestro móvil simulando ser: simpáticos ancianos, dulces bebés o animales supuestamente “monos”, y que únicamente demuestran que nuestra vida o es inmensamente feliz o terriblemente patética. Siempre hemos querido ser aquello que no somos. Y si aquello que no somos es un perrito con orejas de conejo y morros de cerdito, mucho mejor, dónde va a parar…

Las marcas han visto en esta realidad la posibilidad de incrementar sus ventas. Y Facebook, al ver esta realidad, aumentará el número de sus anuncios a más anunciantes.

Nos pasamos el día votando, ya sea en una urna o en una encuesta en el teléfono móvil. La información es poder. La opinión también lo es. Y las marcas saben que nuestra opinión comporta ventas. Seguramente los creadores de Facebook e Instragram vieron el programa de Tengo una pregunta para usted y se quedaron con ganas de más.

Cualquier tiempo pasado no fue mejor

Marketing digital frente a marketing tradicional

Para las personas que no somos expertas en el tema del marketing, esta palabra suena a “moderna”. No me imagino a mi madre diciéndole a mi abuela que quería estudiar “marketing”. Ella era más bien de “mecanografía” o de escribir albaranes y facturas de esos que se redactaban con triple copia con aquel papel carbón que ensuciaba lo que no estaba escrito (en este caso “lo que estaba escrito”). Algún día se descubrirá que este método lo cargaba el diablo.

Ahora bien, lo que está claro es que el marketing digital difiere muchísimo del llamado marketing tradicional. No se vende ahora como se vendía antes. De hecho, las grandes empresas disponen de departamentos que se encargan de estrategias de tipo digital, abandonando las más tradicionales. Nos podríamos preguntar el porqué de que se haya optado por este cambio y las respuestas aparecerían de forma diáfana.

Sus diferencias…

  • Con el marketing digital podemos calcular y saber exactamente, gracias a que todo queda automáticamente registrado, cuánto dinero estamos produciendo. Con el marketing tradicional no sabremos si aquel producto ha llegado a más o menos personas y si estas han decidido comprarlo o acceder a un determinado servicio.
  • Gracias al marketing digital el producto o servicio se encuentra disponible a todas horas y desde cualquier dispositivo. Si me apetece levantarme a las 4 de la mañana para consultar el precio de unas salchichas de tofu, Internet siempre se mantendrá despierto para saciar mi curiosidad. Sin embargo, he descubierto que el anuncio de la charcutería de mi tía Enriqueta solo lo pasan por la tele local a las nueve de la noche y luego ya nadie se acuerda de él. Todo anuncio que sale por la televisión, la radio o por la publicidad impresa goza de la condición de ser efímero.
  • La sobrexplotación de anuncios al ver televisión, escuchar la radio o leer el periódico provoca una saturación que provoca desinterés en el espectador, oyente o lector. Con el marketing digital, esos anuncios van dirigidos a un tipo de compradores potenciales que, después de considerar que ese producto conseguirá llenar de felicidad su vida, lo comprarán con un solo “clic”.

La comunicación y la economía…

  • Con el marketing tradicional no conseguimos feedback por parte del comprador. No pasa lo mismo con el digital, que permite conocer la opinión de los clientes casi inmediatamente, ya sea a través de comentarios en la web, en redes sociales, correos electrónicos, etc. Esta retroalimentación, ya sea positiva o negativa, se reducía en el tradicional a un número de teléfono con el que ponerte en contacto con el vendedor. Siempre es más divertido oír la opinión de los haters que desmontan un producto vociferando a los cuatro vientos que “Este producto es una estafa”, “No lo volveré a comprar jamás”, “Horrible” o insultos varios, siempre desde un espíritu creativo y constructivo, por supuesto.
  • Otra de las grandes ventajas del marketing digital es el tema económico. El digital es mucho menos costoso que el tradicional. No hay que gastar grandes montones de dinero en publicidad, lo cual provoca que pequeñas y medianas empresas encuentren en él una forma de poder publicitar sus productos o servicios. Cierto es que este marketing, frente al tradicional, puede requerir más tiempo; no obstante, ciertas herramientas pueden hacer más fácil la gestión de redes sociales, cuentas, empresas, etc.

Cuando Jorge Manrique afirmaba en sus Coplas a la muerte de mi padre que “Cualquier tiempo pasado fue mejor” no pensaba en el marketing digital, está claro. Debo decirle a mi tía Enriqueta que me deje crearle un anuncio en Facebook o en Instagram, porque, aunque sus clientes quizás no tengan cuenta, quizás atrae a algún instagramer a comprar un kilo de lenguado.

Cómo ayudan las redes sociales al seo

Si estás diseñando una estrategia SEO para tu blog o negocio, lo más probable es que te hayas planteado qué papel deben jugar las redes sociales en ella. La decisión final dependerá, entre otros aspectos, de los objetivos que quieras lograr, el público al que te dirijas y la temática de tu proyecto, aunque una cosa es segura: si quieres que Google te tenga en cuenta, más te vale estar presente en las redes sociales. En este artículo te contamos algunas de las razones.

Compartir en rrss

  1. Es una forma natural de hacer link building. Hasta hace poco, crear un montón de enlaces que apuntaran hacia tu web era una de las formas más efectivas para posicionarla. Pero ahora esto ha cambiado. Google vigila cada vez más este tipo de prácticas, y premia a los enlaces naturales y de calidad. ¿Y qué mejor que sean los propios usuarios los que compartan tu contenido en las redes sociales?
  1. Te permite llegar a un público de calidad. Si consigues granjearte una buena legión de seguidores, no sólo conseguirás que tus contenidos tengan más visibilidad, sino que además llegarás a un público segmentado en base a tus intereses. Mediante la estrategia tradicional del link building, la mayor parte de los enlaces pasarán desapercibidos para los usuarios, pero en las redes sociales tienes más posibilidades de que tus publicaciones despierten la curiosidad de tus fans. Y eso, en lo que a SEO se refiere, significa una menor tasa de rebote, mayor interacción con la página y más tiempo de permanencia, factores que Google ve con muy buenos ojos.

Diferentes redes sociales

  1. Proporciona popularidad a tu página. A la hora de establecer la posición de una web, Google tiene muy en cuenta los “signos sociales”, y entre ellos los +1 son uno de los más importantes. Con una actividad constante en las redes sociales y los suficientes seguidores, le estarás diciendo al buscador que tu página le importa a los usuarios, que aporta valor. Y mejor SERP aún lograrás aún si el público accede a tus contenidos a través de estos medios de forma frecuente. Aquí podrás ver un ejemplo del Tweet más retuiteado de la historia…
  1. Te protege contra penalizaciones. Los algoritmos de búsqueda cambian constantemente, y hay que andar con pies de plomo a la hora de elegir nuestras líneas de acción para SEO para evitar ser penalizados. Por eso hay que optar cada vez más por métodos de posicionamiento naturales, en lugar de centrarse solo en elaborar calculadas pirámides de enlaces. Y este es un requisito que las redes sociales cumplen a la perfección.
  1. Potencia tus keywords. Tanto tu página de perfil en los medios sociales como las publicaciones que hagas en ellas son un buen lugar donde introducir las keywords que quieras posicionar, y rodearlas de texto pertinente. También puedes indagar qué están buscando los usuarios en un momento dado y preparar una publicación con esas palabras clave.

Espero que te haya gustado este post y lo compartas en tus redes sociales :). ¡Hasta la próxima!

Los Pilares del Marketing Online

Hola amigos!

Veo que las empresas que deciden contratar servicios de Marketing Online no saben por dónde empezar.

Pero realmente… ¿por dónde empezar?

Los Pilares del Marketing Online

Hace unas semanas, me hicieron una comparación que me gusto mucho y, con permiso, la copio. El marketing Online es como una mesa, y para que ésta se aguante necesita 4 patas. Y las cuatro patas de nuestra mesa son:

 

 

  1. Redes sociales

  2. Posicionamiento orgánico SEO

  3. Posicionamiento de Pago Por Click (SEM)

  4. Marketing de contenidos

 

¿Pero todas las empresas han de usar desde un principio las cuatro opciones?

Cuando combinamos estas opciones entre ellas, las matemáticas es cuando se trastocan, porque 2 + 2 no dan 4, sino 5. Esto quiere decir que las sumas de estos esfuerzos es exponencial.

Por ejemplo, si basamos nuestra estrategia inicial en marketing de contenidos, las redes sociales serán las mejores aliadas para dar difusión a estos artículos e interactuar con nuestra audiencia para ver reacciones.

Si tenemos un tipo de producto/servicio atípico, una campaña de Adwords con la Red Display junto con un acercamiento al público en redes sociales podría ser la fórmula ganadora para empezar nuestra andadura en este mundo.

Aunque la combinación más habitual (pero no por ello siempre la mejor) es SEO y SEM. Para ser más exactos, Adwords de la Red de Búsquedas.

Resumiendo, una vez tenemos una web actualizada y bien preparada para nuestro público, hay que hacer un paso más, y es el Marketing online. El presupuesto es algo muy limitado y más en pequeñas empresas, por ello, lo mejor es analizar las necesidades de nuestra empresa y nuestro público objetivo e ir implementando una estrategia escalonadamente. De esta manera, podremos ir observando qué funciona mejor y continuar cuando la primera fase este bien asentada y continuar con las siguientes para alcanzar el objetivo de usar todos los canales para llegar al máximo público posible usando el mayor número de canales para así tener un ROI mayor.

En qué fase te encuentras más cómodo?

 

Hola amigos! Veo que las empresas que deciden contratar servicios de Marketing Online no saben por dónde empezar. Pero realmente… ¿por dónde empezar? Hace unas semanas, me hicieron una comparación que me gusto mucho y, con permiso, la copio. El marketing Online es como una mesa, y para que ésta se aguante necesita 4 patas. Y las cuatro patas de nuestra mesa son:

  1. Redes sociales

  2. Posicionamiento orgánico SEO

  3. Posicionamiento de Pago Por Click (SEM)

  4. Marketing de contenidos

¿Pero todas las empresas han de usar desde un principio las cuatro opciones? Cuando combinamos estas opciones entre ellas, las matemáticas es cuando se trastocan, porque 2 + 2 no dan 4, sino 5. Esto quiere decir que las sumas de estos esfuerzos es exponencial. Por ejemplo, si basamos nuestra estrategia inicial en marketing de contenidos, las redes sociales serán las mejores aliadas para dar difusión a estos artículos e interactuar con nuestra audiencia para ver reacciones. Si tenemos un tipo de producto/servicio atípico, una campaña de Adwords con la Red Display junto con un acercamiento al público en redes sociales podría ser la fórmula ganadora para empezar nuestra andadura en este mundo. Aunque la combinación más habitual (pero no por ello siempre la mejor) es SEO y SEM

El peso de las redes sociales en el marketing

Cada vez más, se está demostrando el peso de las redes sociales. Un caso palpable es el de Twitter y la televisión.

Al parecer, los programas que incluyen un hashtag al inicio del mismo, aumentan dos tercios la conversación del mismo en la red social del pájaro azul.

Twitter potencia la televisión

Una encuesta realizada en los Estados Unidos, reveló que el 42% veía la televisión mientras accedían a internet desde un ordenador, el 17% lo hacen con un smartphone en la mano. Y el 22% accedían a las redes sociales.

Si el mismo programa, o el presentador, tuitea durante la emisión con el hashtag creado, tenemos a una conversación mucho mayor con nuestra audiencia.

Si todo esto no fuera suficiente, TV Guide hizo una investigación llegando a la conclusión que el 71% de los encuestados averiguó en las redes sobre un determinado programa, y que el 17% empezó a ver uno por los comentarios en el mismo canal.

Se está demostrando una y otra vez que Twitter aumenta los seguidores de un programa.

Por todo esto y con la capacidad que tiene la red de los 140 caracteres a adaptarse a los tiempos. Ha empezado a probar la función de informar en la parte superior del TimeLine de programas que están dando, con el número de tuits, la última vez que se emitió… Pero sólo con los programas que estén teniendo una gran audiencia en ese momento. Sinó sería una locura.

Actualmente, sólo lo está probando en ciertos usuarios de los EE.UU. y en móviles, no en el PC.

Con este nuevo movimiento, demuestra su intención de apostar por la conexión Twitter-Televisión y de apoyar los programas para llegar a una mayor audiencia.

No es difícil imaginar que en un futuro no muy lejano, se pueda pagar por tener publicado aquí tu programa de televisión según geografía, horario y apuesta tipo Google Adwords. Veremos pronto Twitter Ads?

¿Por qué debería estar mi empresa en internet?

Hola amigos!

Aunque parezca que no pueda ser, hoy en día aún hay muchas empresas que no tienen perfiles sociales y algunos tan si quiera, web.

¿Por qué deberían tener web y perfil en redes sociales (bien gestionados)?

18947-0086

En ocasiones, lo vemos tan obvio, al igual que tener un teléfono móvil hoy en día, que nos cuesta dar buenas explicaciones y parece que los queramos convencer sólo para venderles. Como un comercial que pasa por un bar e intenta convencer al tabernero que es mejor para su negocio  que ponga barril de Cruzcampo en lugar de SanMiguel porqué la una es mejor que la otra.

O sinó respuestas tipo «hombre, internet es el futuro». Más que el futuro, es el presente. Pero para una empresa que le cuesta subsistir, hablarle de inversión en su perfil 2.0, le puede parecer absurdo, y hasta cierto punto, puede serlo.

Cuando se habla de ejemplos de empresa, nos solemos acordar de CocaCola, Starbucks o empresas de similar magnitud. Pero hay un gran público potencial que son los pequeños comercios de barrio. El taller mecánico de la esquina, o la pastelería de en fente de nuestra puede beneficiarse de tener una reputación 2.0.

Pues una empresa, por pequeña que sea, debería estar por los siguientes motivos.

Los clientes potenciales son los que aún no les conocen, y el uso de las redes sociales es una manera bastante más barata de llegar a ellos, que las maneras convencionales de hacer marketing y anunciarse.

Existen diversas herramientas para empresas con una ubicación fija. Incluso se pueden hacer campañas de Adwords según una ubicación específica (llegando incluso al código postal), y, en el caso de visualizarse en un smartphone, con un botón de llamar en el anuncio de Google.

En el caso de comercios de hostelería, son más descarados los motivos. Las personas cada vez más hacen fotografías de lo que están comiendo y comparten la experiencia entre sus contactos en sus perfiles sociales. Tanto para bien como para mal. Así que, si hablan mal de nosotros, mejor enterarnos de qué tenemos que mejorar o qué hacemos bien para continuar así y conseguir ideas para promocionarnos y ver qué les puede gustar a nuestro público para que vuelvan.

Campañas bien hechas a pequeñas empresas sólo las he visto fracasar por los siguientes motivos.

Las redes sociales se las lleva el sobrino. Sí, para todos los profesionales de este sector, el pariente cercano del cliente es nuestro «nemesis». El problema es que el pariente lo hará para pasar el rato, sin una estrategia bien definida y, al soler hacerlo de manera gratuita, tampoco podemos exigirle mucho. De manera que este cliente acabará diciendo «que los Facebooks estos no funcionan».

El aspecto económico ha sido el único factor que ha sido importante para la toma de la decisión de los servicios a contratar. En este punto culpo al cliente y al profesional. Se pueden buscar fórmulas para beneficia ambas partes. Por ejemplo, si un cliente ya hace Adwords por su cuenta y ahora se lo queremos gestionar nosotros, es muy fácil pedirle el 20% – 30% de la inversión en publicidad, pero para eso, el cliente «ya se lo hará él», por contra, si le ofrecemos que el cliente tendrá asegurado el mismo beneficio, pero que de ahí en adelante, lo que se gane se comparten los beneficios 50-50 (esto es sólo una idea, lo que quiero demostrar con este ejemplo es que se pueden buscar maneras de beneficiar ambas partes).

Se esperan resultados inmediatos. Es lo que queremos todos, poner 200€ y ganar 400€ al mes siguiente, sinó es que no funciona.  Continuando con el ejemplo de la cerveza del principio, si hacemos caso de «nuestro amigo el comercial» y cambiamos de cerveza, ¿en cuánto tiempo notaremos el incremento de clientes? Puede que gracias a esto ganemos clientes, de manera paulatina y sin saberlo. Porque no serán muchos los que nos dirán que vienen por el cambio de marca. Pero sí es más probable que cuelguen en su Facebook que se alegran del cambio y que no se imaginan pasar el verano en otro sitio que no sea la terraza del local sin una jarra de esta fantástica cerveza.

Aunque no sea exactamente lo mismo, me gusta compararlo con una buena decoración en nuestro local. Si tenemos dos bares, uno con una ambientación curiosa y divertida y otro al lado más habitual, si no hay mucha diferencia entre sus productos, entraremos en el primero.

Todo esto sin hablar de la conversión directa o la recomendación directa. Buscar en Google un taller mecánico y que salga el de la esquina que hemos dicho antes porque es el único del barrio con web y con perfil en Facebook.

Después, dependiendo del sector del cliente y las necesidades del mismo, se puede crear una campaña enfocada en un sentido o en otro, aunque siempre suelo aconsejar que se haga posicionamiento web en los buscadores tipo Google, creación de artículos para demostrar nuestra profesionalidad y redes sociales (cuáles, insisto, dependiendo del cliente). Pudiendo hacer alguna campaña en los anuncios de Google para complementarlo todo. ¿Y por qué todo el pack? Porque 2 + 2 en este mundo no son 4, sinó 5.

 

¿Aún tienes dudas? Exponlas aquí e intentaremos solventarlas todas.

Por qué estar en Pinterest?

Hola amigos!

Cada vez más, veo que a la gente le gusta hacerse fotos artísticas junto a sus amistades, y para sentirnos (me incluyo) fotógrafos profesionales, usamos Instagram.

Pues hace unos días, cenando con unos amigos y haciendo fotos y jungando con varios filtros y difuminados, me dijeron eso mismo, que les gustaba mucho y que cada vez lo usaban más. Entonces les pregunté «por qué no usáis Pinterest

Pinterest para tu web

En ese momento se creó un momento de silencio. Les quería explicar por qué deberían usar Pinterest, pero en una cena entre risas, no quise hacer una pequeña exposición en pro a esta red social.

Bien, pues aquí vamos a redactar algunos motivos por los cuales estar en Pinterest

1. Te posiciona muy bien en Google Image.

Esto es debido a que los links son «dofollow». Para ser precisos, los links en la descripción y no en la información de la foto, que estos son «nofollow». Y cuando hablamos de una web con Page Rank 8, la importancia de link es importante (para LinkedIn también existe un truco parecido para conseguir un «dofollow» desde tu perfil)

 

2. Te trae visitas a tu web

Aunque suene a tópico, es cierto. La facilidad que te da Pinterest para ir a la web original no la consigues con sus competidores. Además, puedes usar también hashtags para posicionarte dentro de la propia red social con unas palabras concretas tipo #cochesbaratos (aunque no sea el mejor de los ejemplos…).

 

3. Continua teniendo el mayor crecimiento

Sí, continua ganando adeptos mes tras mes. ¿Puedes dejar de lado un crecimiento exponencial como éste?

 

4. Un gran catálogo

Los tableros nos permiten organizar nuestras fotos, de manera que los seguidores nos pueden seguir algunos de nuestros tableros o en todos. Y, a diferencia de otras, las fotos se pueden repinear para generar expectación. Ideal para tiendas tener un catálogo en Pinterest.

Imaginas una marca de ropa que año tras año vaya colgando su colección primavera-verano?

 

Y tú por qué usas Pinterest?

¿Por qué mi empresa debe estar en redes sociales?

Hola amig@s!

 

Aprovecho el tema que me surgió con un posible cliente para escribir este artículo.

Hoy en día, no hay nadie que no sepa qué son las redes sociales. Lo que es más difícil es hacerles entender, a veces, es para qué sirven.

Hay otros aspectos que son más fáciles de entender como puede ser el posicionamiento SEO y el SEM. Es más sencillo de explicar que si buscas en Google unas palabras concretas, el nombre de una empresa aparecerá en las primeras posiciones con lo que repercute en visitas a tu web. Y, por norma, a más visitas de calidad (subrayado y en negrita, visitas de calidad) a mi web, mayores son las posibilidades de hacer una venta desde la web.

Taller fotografía Marta Caorsi

Dejadme hacer un pequeño inciso en esto de las visitas… Si un día vas por la calle y ves en el aparador «se regalan chorizos todo el día» y, al entrar ves que no sólo no se regalan chorizos sino que, además, es una zapatería, darás media vuelta y no volverás a entrar en ese local. Pues lo mismo pasa con nuestra web.
Hay ciertos temas que son más populares en Internet que otros. Pongamos otro ejemplo, imaginad que posiciono esta web en Google con las keywords «regalo camiseta firmada de Cristiano Ronaldo y Messi» (iba a poner un ejemplo con el tema del sexo pero está demasiado visto, ¿no?). Seguramente conseguiré una infinidad de visitas a mi web, pero al ver que no exactamente lo esperado, se marcharán más rápido que ya. Así que… hemos de buscar las visitas de calidad.

Bien, volviendo al tema. Entonces, ¿por qué una empresa debería estar en las redes sociales? Personalmente creo que por varios motivos. Pero si lo que busca es un retorno de inversión directo, olvidémoslo. Cierto es que existen muchos casos en los que las redes sociales han servido para vender directamente, pero todos sabemos que han sido excepciones… Parece que me estoy tirando piedras a mi propio tejado, pero pienso que es mejor tener claro que NO se consigue con las redes sociales.

 

Lo que sí vamos a conseguir gracias a las redes sociales

, haciendo bien el trabajo, es reputación entre nuestro público. Mucha gente, hoy en día, busca en redes sociales, foros o donde sea, opiniones sobre una empresa que no conoce o busca una empresa que pueda proporcionar a una persona la necesidad que tenga en ese momento. Entonces, si una empresa no tiene una página de Facebook activa y con interacción, no tiene un Twitter con cierto número de seguidores  y cierta cantidad de tuits o una fotos de producto que pueda ver en Pinterest o… se desconfía de esa empresa. Y la damos por obsoleta.

Captación de posibles nuevos clientes (ya sean para comprar hoy o hacerlo el día de mañana). No tiene porqué comprar hoy una persona pero, el día que necesite uno de nuestros artículos o un conocido suyo necesite de algo que nosotros disponemos, se acordará de nosotros (siempre que hagamos bien las cosas, insisto con lo mismo)

Tener un feedback de directo nuestro público sin necesidad de hacer esos tests que aparecen en películas y series americanas en que encerraban a un grupo de personas y les hacían un montón de preguntas o el conocido «buzón de sugerencias». Siendo arma de doble filo, porque, quien trabaje bien, tendrá beneficios. Quien no haga las cosas como toca (productos con una relación – precio adecuado y un trato con el cliente exquisito), tendrá problemas.

Conocer cómo va el mercado, hacia dónde se dirigen las tendencias y poder reaccionar para no quedarnos atrás respecto la competencia…

Y hablando de competencia. Si nuestra competencia está en redes sociales y tiene una buena acción en ellas, nos estará sacando ventaja. Por contra, si nuestra competencia no está, tenemos una oportunidad de oro para sacarle ventaja y robarle un poco del pastel llamado «cuota de mercado».

Estamos viviendo un momento en el que la gente está hiperconectada e hiperinformada, una generación que se pasa más horas delante la pantalla de un ordenador o un smartphone que de un televisor. ¿Realmente nos podemos permitir el lujo de no llegar a todo este público potencial?

Y como último, y no por ello menos importante, Marta Moreno García del grupo SMRevolution de Facebook me ha recordado que las redes sociales ayudan a posicionar nuestra página web, por no hablar de todo  lo que nos puede aportar un vídeo en Youtube o que Pinterest nos posiciona muy bien en Google Images…

 

Y tú, ¿por qué crees que una empresa debería estar en redes sociales?

¿En qué red social debe estar mi empresa?

Hola social media  adictos!

¿En qué red social debe estar mi empresa? Esa es una pregunta muy habitual que nos hacemos los profesionales del sector.
Existen una infinidad de redes sociales a nuestro alcance. Pero… cuál o cuáles debemos estar?

Empecemos por la más popular.

Facebook. Con sus más de 1.000 millones de usuarios y subiendo día a día, no podemos dejarla de lado casi en ningún caso.

El perfil del usuario de la red social del joven Zuckerberg es generalista, no es profesional en nada en concreto. Podríamos definirlo como el cliente final de nuestro producto. Un ejemplo muy claro podría ser el de  Cocacola. Cuál es el perfil del cliente de esta empresa? Casi «cualquier» persona. Tanto nacionalidad, sexo, edad, situación económica… Pues un perfil parecido tiene el usuario de Facebook.
Además, podemos crear las llamadas Fan Page. A diferencia de los perfiles de usuario, la Fan Page nos permite seguir las actualizaciones de la empresa/organización pero, para ella, existen varias ventajas. Pero dos de las que más suelo destacar son:

  1. El límite de 5.000 contactos que tienes con tu perfil, con tu Fan Page desaparece. Puedes tener millones de fans.
  2. No tienes en tu Time Line lo que tus fans comparten en sus muros y, es algo de agradecer si hablamos de miles o millones…

A continuación, os hablaré de mi red social favorita.
TwitterEsta red social de microblogging, lo que tiene de fantástico es precisamente el motivo por la cual la infravaloré. Es por sus 140 caracteres. Para los NO iniciados en esta red social, sólo deciros que no podéis escribir un mensaje de más de 140 caracteres, incluyendo links (los acortadores de links como Bitly.com nos hacen la vida mucho más fácil).

Lo que atrae tanto de la red social de Jack Dorsey es su simplicidad y la integración con blogs/webs, móvil, etc. Te permite estar enterado de todo lo que te interesa al momento. Es más, los programas de televisión se están dando cuenta que, cada vez más, a la gente le gusta ver el programa que le gusta y tuitearlo con el hashtag. Incluso están viendo que, a más tuits y mayor posibilidad de interacción, mayor audiencia recibe dicho programa.
Twitter es idóneo para compartir el contenido de los post de nuestro blog/web.
También hay un proyecto para crear páginas en Twitter tipo las de Facebook. Ya existe alguna, pero está en fase «experimental» y sólo para algunas cuentas. Por lo que he podido ver, no habrá mucha diferencia con el perfil normal. Simplemente podrás dejar un tuit en la cabecera de tu TimeLine de cara a los visitantes y la imagen será mayor.

Google+ está en alza y, su peso sobre el SEO es el responsable de ello. Los comentarios, Me Gusta, Retuits… tienen un cierto peso para el posicionamiento de nuestra web, y como quien manda en esto es Google, pues parece obvio que sea su red social la que más repercusión tenga en este sentido.

Ya ha llegado a ser la segunda red social con mayor número de usuarios activos cada mes. Cierto es que la idea de los círculos te permite tener la privacidad en tus comentarios  que en otras redes sociales echábamos a faltar, y que aquí podemos compartir una publicación sólo con los contactos que deseamos. Los hangouts también son una magnífica herramienta para contactar con nuestro público. Éstos, son unos vídeos en directo que permite a tu audiencia a conectarse para verlo en streaming e incluso colgarlo después en youtube. Las empresas que lo están usando están fidelizando sus clientes.

Pinterest ha tenido un Boom bastante importante. Perfecto para ayudarnos al posicionamiento de nuestra web gracias a enlaces dofollow y nofollow. Y no sólo el posicionamiento tiene de bueno la red social de Ben Silbermann, ésta se nos presenta como un portfolio enorme, casi infinito, donde podemos colgar imágenes curiosas o fotos de nuestros productos, pudiendo usar hashtag igual que en Twitter para ayudar a que encuentren nuestros productos con mayor facilidad. E incluso un link hacia nuestra web. Si vendes productos acabados, no puedes dejar de lado Pinterest.

Como la red social profesional por excelencia tenemos LinkedIn. Perfecta para contactar con perfiles profesionales de nuestro mismo sector y adquirir y compartir conocimiento gracias a los grupos de debate. Aunque últimamente parece que se ha convertido en un espacio donde el SPAM está a la orden del día. Hasta no hace mucho, premiaba el compartir conocimiento y solicitar ayuda sobre aspectos específicos. Ahora, todos quieren compartir sus blogs y sus artículos para atraer tráfico a sus blogs. Pero, aún así, sigue siendo un fantástico lugar si nos movemos con un cliente específico profesional en el sector servicios. Donde no vendemos nada material (abogados, profesionales de logística…).

Una que me gusta bastante aunque está bastante incomprendida es FourSquare. Esta red social de geolocalización es ideal para negocios a pie de calle. Para los que NO la conocéis, explicaros que, a grosso modo, cada vez que un usuario llega a un sitio hace un Check-In y sus contactos pueden verlo. Además, puede compartir un foto y/o comentario del lugar haciendo una crítica para que amigos y demás usuarios puedan verlo. También puede compartirlo en Facebook y/o Twitter.

A quién más Check-Ins hace en un mismo lugar, se le llama Major. Es un tipo de premio por su fidelidad. Una campaña que me explicaron que resultó exitosa, fue hacer un Especial en el cual, a final de mes el que fuera el Major, tendría un menú gratis. Al ser un chiringuito en un pueblo turístico, se llenó de turistas haciendo Check-Ins. Resumiendo, un éxito.

Como podéis ver, todas tienen sus pros y sus contras, alguien podría pensar «pues me pongo en todas, y ya está», error! No puedes  crear una cuenta en todas las redes sociales si no tienes intención de usarlas, es mejor no crearlo. Empieza por la red/es que mejor conozcas y más cómodos te sientas. Poco a poco, ves creando el resto de perfiles y dedícales el tiempo que requieren.

Ahora que ya sabes ¿En qué red social debe estar mi empresa? ya puedes comenzar una estrategia.

Si aún así tienes dudas, contacta conmigo